Tags:

CIUDAD DE MÉXICO.- El fracaso de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) ha sido uno de los más costosos para los mexicanos porque su estructura burocrática no responde a las necesidades y expectativas ciudadanas, acompañada de una nula transparencia, aseguró Rosario Piedra Ibarra, presidenta del organismo.

Al comparecer ante legisladores de la Comisión Permanente en la Cámara de Diputados, dijo que a pesar de que en 2019 se registraron 48 mil 590 escritos de queja, “ese año solamente se emitieron 99 recomendaciones.

Se trata de un cálculo simplista tomando en cuenta el presupuesto recibido, resulta, por decir lo menos, que las recomendaciones emitidas son muy costosas”
Rosario Piedra Ibarra, presidenta de la CNDH

“Baste mencionar que en enero de 2015 y junio de 2019 la Comisión gastó más de 8 millones de pesos en comidas, reuniones y 537 viajes, 82 de ellos al extranjero, y que en ese mismo periodo se otorgaron a la Oficina de la Presidencia viáticos por 1 millón 929 mil 490 pesos”, reportó.

Además, informó que se lleva a cabo una retabulación de los salarios para que ningún funcionario gané más que el presidente de México.

Hemos cancelado la plaza ocupada por la chef de la anterior administración, que por cierto, gozaba de un salario no de cocinera, sino de homóloga a jefa de departamento, y a sus ayudantes que tenían puestos de analistas, y reduciremos también, y si es posible eliminaremos los onerosos gastos de eventos que absorbían buena parte del presupuesto”.
Rosario Piedra Ibarra, presidenta de la CNDH

La presidenta de la CNDH destacó que a pesar del notorio el aumento en el número de agraviados de 64 mil 756 en 2015, a 173 mil 937 en 2019, de los 48 mil 590 escritos de queja recibidos este año, solamente se puede “deducir en el informe que se resolvieron 11 mil 181”.

Aseguró que la CNDH “no será más una pantalla, uno más de esos organismos públicos sólo en apariencia autónomos, estructuralmente diseñados con fines cosméticos, para administrar los problemas de los gobiernos en turno, esconder los abusos de poder y poner en la congeladora conflictos que no eran del interés de los gobernantes o que les resultaban incómodos”.

No existe hoy una víctima que se haya acercado a la comisión a la que no se le haya dado atención y respuesta. Entre el 15 de noviembre de 2019 y el 21 de enero de 2020 se han recibido 5 mil 398 expedientes, de los cuales se han atendido 4 mil 778, y se han emitido 52 medidas cautelares”,
Rosario Piedra Ibarra, presidenta de la CNDH