El sábado 22 de agosto se conmemoró el Día de la Sobrecapacidad de la Tierra. Seguramente muchos de ustedes se estarán preguntando qué tiene de relevante esta fecha. Déjenme les explico.

Se refiere al día en el que se consumen los recursos que se regeneran de la Tierra en un año. Principalmente esto tiene que ver con el consumo humano y con la capacidad que tiene la Tierra para regenerarse y absorber los desechos que en su mayoría son provocados por todos nosotros.

Desde el año de 1970, esta fecha se ha ido adelantando, empezando desde el 23 de diciembre al 29 de Julio en el 2019. Derivado a la pandemia, este 2020 pudimos “ganarle” algunas semanas. Sin embargo, el estado de alerta es inminente, ya que llevamos más de 40 años gastándonos las reservas que tiene nuestro planeta.

Por consecuencia del impacto generado por la pandemia del coronavirus, alcanzamos a reducir el impacto ecológico de la humanidad en poco más del 9%, esto según cifras de Global Footprint Network.

La importancia de estudios como estos nos ayuda a saber el rumbo que le estamos dando a nuestro planeta. Nos dice puntualmente la capacidad que se tiene de recursos naturales por año, y que, si no hacemos caso, estaremos gastándonos lo de los años siguientes hasta llegar al colapso.

Según estudios, nos confirman que somos la última generación con la oportunidad de poder ponerle un freno a este gran problema. Sin embargo, la generación de conciencia no ha sido lo suficientemente efectivo como para contener lo que sin duda sería la extinción de nuestra propia raza.

Existen soluciones que nosotros desde nuestra casa o en nuestra vida cotidiana podemos ayudar. Acciones como reducir el uso del vehículo, consumir menos carne, tener conciencia sobre el reciclaje, no comprar productos PET, eficientizar el uso del agua, entre otras tantas más.

Aunque fue consecuencia por la crisis de salud, en esta ocasión se pudo demostrar que la trayectoria que se tenía es reversible. Los esfuerzos deben de venir de los gobiernos y de la sociedad en conjunto. Si no generamos conciencia, no estaremos ofreciendo un mejor futuro a las nuevas generaciones… ¡Está en nosotros!